Styling para un acabado perfecto

Los productos de acabado son los aliados ideales para lucir un look perfecto. No solo nos ayudan a lucir un cabello bonito y definido, sino que además nos permiten desarrollar toda nuestra creatividad.

Su presencia puede ser evidente en algunos casos como en los engominados, pero en otras ocasiones pasan desapercibidos como con las brumas. Sin embargo, siempre son necesarios, más aún para conseguir los resultados de algunas tendencias. Cada vez más sus fórmulas son más ligeras y dejan el cabello sin peso, ¡imposible renunciar a ellos!

Los rizos están de moda, así que si tu melena es rizada, ¡enhorabuena! Podrás evitar pasar por el secador o las planchas si decides que quieres que tus rizos permanezcan contigo. Para definirlos puedes recurrir a espumas, geles o cremas. Existen muchísimas opciones, solo tienes que escoger el producto que vaya bien a tu tipo de cabello para que esté brillante y definido.

Si además quieres darle volumen, otra de las tendencias de la temporada, existen productos voluminizadores que harán que tu melena gane en cuerpo.

Acabado perfecto

Las ondas surferas o las melenas ligeramente onduladas repiten y vuelven a estar presentes. Son cómodas, favorecedoras y encontraremos muchas opciones de esprays salinos con los que conseguir ese resultado del cabello que ha estado en contacto con el agua de mar. Otra forma de trabajarlas es utilizando un champú en seco, aplícalo en tus manos y luego sobre tu cabello. Así que tanto si tu melena es larga o luces un bob, estas suaves ondas seguro que van a estar presente entre tus opciones.

Otra de las tendencias que lleva meses en la brecha es el efecto wet o el cabello engominado. Lo hemos visto en pasarelas, editoriales y alfombras rojas y además de fácil, es cómodo, fresco y sofisticado.

Puedes llevarlo con el cabello peinado hacia atrás o con la raya a un lado, siempre dejando visibles la zona de las orejas. Otras versiones son con la raya en medio y una coleta o moño alto o bajo. Para evitar una apariencia demasiado grasa, aplícalo poco a poco hasta asegurarte el resultado que deseabas.

Para las melenas lisas nada mejor que productos que sellen la cutícula para que no se encrespen y reparadores de puntas abiertas que retrasen el corte con tijeras. Si además no quieres renunciar a la plancha o el secador, un protector térmico es casi obligatorio para mantener el cabello en óptimas condiciones.

Para todos los casos están las brumas, ese toque ligero que recupera el brillo del cabello y da textura al mismo tiempo. Lo podemos llevar en el bolso y aplicarlo cuando lo necesitemos.

Revista Tocado – Edición Verano 2018