Entrevista a Prof. Dr. Javier Morán

Morán JavierCatedrático y Director del Instituto Universitario de Innovación Alimentaria, Director de la spin-off San Antonio Technologies en la UCAM-Universidad Católica de Murcia. Profesor Titular del Instituto Nacional de Salud Pública de México y Profesor Visitante en la Universidad ISalud de Buenos Aires.

La alopecia androgenética es un problema que afecta a más del 70% de los hombres adultos y a un 50% de mujeres menopáusicas. Para hablar sobre ello y sobre las soluciones que ofrece la nutricosmética frente a esta afectación, recurrimos al Profesor Doctor Javier Morán, que nos contesta las dudas más frecuentes sobre este tipo de alopecia.

¿Cuál es la incidencia de la calvicie “común”?

Según reconocidos datos epidemiológicos, el 50% de los varones mayores de 50 años son calvos. Tal vez, la alta frecuencia de la calvicie masculina podría justificar la extraordinaria atención que ha recibido y todavía recibe. Pero, al contrario de lo que pueda parecer, la incidencia y prevalencia de la calvicie en la mujer no es menor que en el hombre aunque las diferencias en el aspecto clínico y las herramientas cosméticas a su disposición, mayores que en el caso del hombre, permiten una menor apariencia del problema.

La incidencia de problemas capilares se ha incrementado en las últimas décadas. El estrés de la vida cotidiana, junto con las deficiencias nutricionales causadas por el seguimiento de dietas desequilibradas, además de otros factores (por ejemplo, de tipo hormonal), ha elevado la incidencia de problemas capilares en la población en general y en la femenina en particular.

fases crecimiento

¿Cuáles son las causas principales de la pérdida anormal del cabello?

Existen diversos factores que pueden dañar la estructura y el desarrollo capilar. Entre estos factores se incluye el uso continuado de productos con una composición agresiva para el cabello, las carencias nutricionales y los factores hereditarios, endocrinos y autoinmunes. Cualquiera de estos factores puede ocasionar una caída generalizada del cabello, una pérdida del brillo y de la sedosidad, una reducción del grosor del cabello, una mayor facilidad para la fractura y una mayor tendencia a la alopecia difusa.

¿Qué es la alopecia androgenética?

La alopecia androgénica, el tipo de calvicie más habitual, es un tipo de alopecia dependiente de andrógenos y regulada genéticamente. En los hombres la pérdida del cabello depende del juego entre los receptores androgénicos de los folículos pilosos, la concentración de enzima 5-alfa-reductasa tipos I y II y de las concentraciones locales de la dihidrotestosterona alrededor de los folículos. En la mujer, la alopecia androgénica puede ocurrir por fluctuaciones hormonales y la presunción es que factores adicionales pueden influir tales como la concentración de la citocromo P450 aromatasa cerca de los folículos pilosos que metabolizarán los andrógenos a estrógenos y el cociente entre andrógenos y estrógenos.

¿Qué cuadro clínico presenta la alopecia androgenética?

Clínicamente se caracteriza por la regresión del área de implantación capilar en el área parieto-temporal y disminución de la densidad capilar en el área occipital. La alopecia androgenética es el tipo más común de pérdida de cabello, que afecta a las mujeres (50% de las mujeres menopáusicas y un gran número de mujeres en edad fértil), así como a los hombres (más del 70% de los hombres adultos).

El riesgo a desarrollar la alopecia androgenética aumenta con una historia familiar positiva en el padre, la madre o el abuelo materno. Los estudios genéticos anteriormente mencionados muestran la herencia poligenética de la alopecia androgénica, lo cual puede explicar la variación en su expresión clínica.

La alopecia puede ser un indicador de una condición médica subyacente y es necesario identificar las condiciones que pueden dar lugar a la pérdida del cabello y apreciar el impacto psicológico significativo que pueden tener.

“Desarrollamos un complemento alimenticio a partir de productos naturales con el fin de incrementar el grosor y la fortaleza del pelo y disminuir la caída capilar, para uso tanto en hombres como en mujeres”

¿Existen Nutricosméticos específicos para frenar la caída de cabello?

Hasta hace poco no existían tratamientos que hubieran mostrado ser eficaces en la prevención y tratamiento de este tipo de problemas capilares, asociados a déficits hormonales o estrés, por lo que en mi Instituto consideramos interesante el desarrollo de productos específicos. Teniendo en cuenta estos hechos, desarrollamos un complemento alimenticio a partir de productos naturales con el fin de incrementar el grosor y la fortaleza del pelo y disminuir la caída capilar, para uso tanto en hombres como en mujeres que presentan problemas capilares con aumento de la caída de cabellos toda vez que la nutrición es un factor clave en estos casos.

Este producto entra dentro de los suplementos denominados Nutricosméticos, que representan una nueva categoría de productos que pueden desempeñar un papel de apoyo en el mantenimiento de un cabello joven y saludable por más tiempo mediante la modulación de los procesos bioquímicos relacionados con los factores hormonales. Los Nutricosméticos están basados en el concepto de que la clave para mejorar el aspecto y la belleza exterior ha de buscarse en la salud global a través de la nutrición. En otras palabras: “belleza desde la nutrición”.

entrevista dr. javier moran2

¿Cuáles son los principales ingredientes naturales a usar en los productos para frenar la caída de cabello?

Numerosos estudios afirman que la Serenoa repens ataca de raíz las causas de la caída del cabello. Estudios realizados conjuntamente con la empresa biotecnológica Biopolis, spin-off del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), han demostrado de manera objetiva y concluyente que la Serenoa repens es más efectiva que Finasteride y Dutasteride en la inhibición de la enzima 5-alfa-reductasa de tipo II, además de la ventaja de ser un producto natural que no provoca efecto adverso alguno. El extracto lipídico de Serenoa repens inhibe la 5-alfa reductasa de tipo II, que convierte la testosterona en dihidrotestosterona (DHT), un andrógeno más potente y que se encuentra principalmente en los folículos del cuero cabelludo. Esta inhibición selectiva de la enzima impide la acción nociva de la DHT en los folículos pilosos sin provocar cambios significativos en la testosterona circulante.

El exceso de producción de sebo inducido por andrógenos está involucrado en el desarrollo de la caída del pelo y el Quercus robur y sus componentes (fundamentalmente la Quercetina) se han demostrado como inhibidores del metabolismo de la testosterona y la síntesis de sebo inducida por esta en las glándulas sebáceas del cabello reduciendo la conversión de testosterona al andrógeno más activo y nocivo DHT. Hasta veinte polifenoles han sido categorizados en el Quercus como inhibidores del metabolismo de la testosterona.

El papel de las isoflavonas de Soja apreciado ampliamente por su doble actividad (actuando a la vez como estrogénicas y antiestrogénicas), le confieren una serie de cualidades que permiten regular el balance hormonal tanto en la mujer como en el hombre.

Hace tiempo que se sabe que las proantocianidinas extraídas de las semillas de uva poseen actividad promotora del crecimiento de las células epiteliales del pelo y que estimulan la inducción de la fase anágena en la progresión del ciclo del pelo promoviendo el crecimiento del cabello por su gran cantidad de antioxidantes que protegen el organismo de los radicales libres al tiempo que promueven la circulación sanguínea.

Otros componentes nutricionales son también importantes ya que la cistina, vitaminas y minerales pueden ser beneficiosos no solo en estados carenciales, sino en situaciones de estrés, en deportistas, dietas, etc. La cistina es un aminoácido precursor de la queratina. El zinc y el hierro son oligoelementos esenciales. El zinc interviene en la biosíntesis de la queratina y es un antiseborreico al inhibir a la 5-alfa.reductasa de tipo I. El hierro es necesario para una buena oxigenación de la matriz folicular y para la integridad del pelo. La piridoxina (vitamina B6), la biotina (vitamina H) y el ácico pantoténico (vitamina B5) intervienen en la queratinización y en el metabolismo energético del folículo piloso.